Césped artificial para piscinas

El césped artificial para piscinas es uno de los usos más habituales de este tipo de césped. Por una parte, nuestra piscina presenta un entorno similar al del césped natural y por otra parte, disfrutamos de la comodidad de mantenimiento del césped artificial.

Instalaciones de césped artificial en piscinas

Por qué instalar cesped artificial en piscinas

  • Acabado. Disfrutarás de la apariencia de un jardín natural, pero con todas las ventajas del césped artificial.
  • Permite mantener limpia la piscina. Olvídate de retirar hojas del agua y arena del fondo de la misma. La depuradora trabajará menos y ahorrarás energía y agua.
  • El cloro, ni otros productos químicos relacionados con el mantenimiento de la piscina, perjudican el estado de la hierba artificial.
  • El césped no se encharca, por sus características de drenaje, es ideal para instalarlo cerca del agua.
  • Comodidad. Podrás anar descanzo cuando salgas de la piscina, las fibras no pinchan. Todo lo contrario, la sensación de caminar sobre el césped artificial es agradable.

¿El cloro de la piscina es dañino para el césped artificial?
No. El cloro no daña el césped artificial en su composición ni color. La fibra del césped está preparada para evitar la decoloración debido al cloro u otros productos químicos.
¿El césped artificial es resbaladizo?
No es resbaladizo. El césped artificial, aún mojado, tiene una adherencia superior al azulejo. Es un perfecto antideslizante para zonas de agua, como las piscinas.
¿El césped artificial para piscina debe tener arena de sílice?
Alrededor de la piscina, no es necesario instalar arena. Así evitamos que la arena termine en el fondo de la piscina.
¿Es posible instalar una piscina desmontable sobre el césped artificial sin dañarlo?
Sí, sin problemas. Es posible colocar una piscina desmontable sobre el césped artificial, ya que mediante el cepillado podremos posteriormente recuperar la forma de las fibras.
¿Caminar descalzo sobre el césped puede provocar quemaduras en los pies?
El césped artificial sometido a altas temperaturas, como por ejemplo en verano, se calienta y puede quemar. Para evitarlo y bajar la temperatura de las fibras, basta con añadir arena de sílice durante la instalación. La arena retiene la humedad, lo que mantiene el césped más fresco y agradable.

Comentarios cerrados.